martes, 22 de noviembre de 2016

CUIDE A SUS HIJOS DE ENERGIAS NEGATIVAS

También los niños suelen ser víctimas de las malas energías o miradas maliciosas de personas que pudieran estar cerca de ellos, sean o no p... thumbnail 1 summary
También los niños suelen ser víctimas de las malas energías o miradas maliciosas de personas que pudieran estar cerca de ellos, sean o no parientes. Puede resguardarlos poniendo en práctica el siguiente ritual:

Si se trata de un bebé, tome un elemento que simbolice su espíritu, como un sonajero y átelo con una cinta roja. Si cree que el pequeño ya está cargado de malas energías pues lo nota malhumorado, no duerme bien o no come lo suficiente, abra el sonajero por la mitad con la ayuda de un instrumento punzante, coloque ahora cristales de cuarzo dentro y vuelva a pegarlo.


De esta forma habrá vuelto a llenar su espíritu de energía y vivacidad. Agite el sonajero frente al bebé.

Si, en cambio, se trata de niños más grandes, proteja sus camas trazando alrededor un círculo con agua bendita.

Para que recuperen la energía perdida dibuje un corazón blanco sobre el lado izquierdo del muñeco o muñeca con que juegan habitualmente.


No hay comentarios.

Publicar un comentario

Vistas a la página totales